All posts filed under: Sin categoría

Fotógrafos callejeros (black and white)

El estilo fotográfico que hoy se conoce como fotografía de calle o fotografía callejera, por usar un término más popular (streetphotography, en inglés), se comenzó a crear y a extender a principios del siglo XX. Fue entonces cuando apareció la fotografía directa de Paul Strand (Nueva York 1890-1976) que preconizaba la ausencia de manipulación como condición de esta modalidad fotográfica, lo cual se transformó en un credo entre los fotógrafos estadounidenses y, más tarde, en un criterio de valor que todavía prevalece en la mente de muchos fotógrafos actuales. Paul Henri Cartier-Bresson (1908-2004) considerado uno de los padres del fotorreportaje, y que también tuvo sus inicios en la pintura, tenía como premisa en sus fotos, la misma idea de no manipulación, de una “fotografía directa”, hasta tal punto que siempre perseguía “ese instante decisivo”. Él mismo decía: “Tu ojo debe ver una composición o una expresión que la misma vida te ofrece, y tú debes saber con intuición cuándo apretar el botón de la cámara” El carácter humanista de sus fotos hacía que, lógicamente, la condición humana …

Caspar David Friedrich, el gran romántico del arte alemán

En una sala de la Gemalde Galerie, del Museo Dahlem de Berlín, hay cinco telas que sorprenden al visitante por su dimensión del espacio, por la profundidad del paisaje y el juego de luz: son cinco cuadros de Caspar David Friedrich (1774–1840), el más interesante, posiblemente, de los pintores románticos europeos. La revalorización de la pintura y de los dibujos de Caspar D. Friedrich es un fenómeno de los últimos años. Y más que a una moda pasajera, responde a una nostalgia visual y sentimental. En efecto, en este pintor de vida solitaria y torturada se encuentra, más que en cualquier otro, ese sentimiento del paisaje que los románticos descubrieron, tanto en la pintura como en la poesía. En sus obras la naturaleza, el puerto, las marinas, la luz son imágenes impregnadas de vivencia de sensaciones y de sentimientos, a pesar del realismo rígido de los objetos, de la consecuencia de su constructivismo. Es imposible no asociar el arte de Friedrich a los textos de los poetas alemanes casi contemporáneos, ya que mantuvo amistad con …

Tocado por la rara gracia del talento

¿Quién duda todavía que el escritor estadounidense Bret Easton Ellis no es el mejor novelista de todos los tiempos? ¿Quién duda que Cervantes, Shakespeare, e incluso Dante u Homero lo esperan en el limbo de los genios para declararlo rey absoluto de toda esta cosa llamada Literatura? Por supuesto que estoy exagerando, pero si has leído hasta aquí es porque eres un lector impresionable o escéptico, o escrupuloso, y confías demasiado en tu absurda e irrelevante opinión literaria. Ya es hora de que te caigas del burro, pues si has llegado a este punto es porque no sabes mucho del tema o tal vez nunca has oído hablar del inconmensurable Bret Easton Ellis. Paladea ese nombre. Invoca a Zeus para que te permita conseguir alguno de sus libros. A lo mejor he hiperboleado un poquito y se me fue la mano diciendo que es el mejor y esto y lo otro. No voy a exagerar tanto, solo voy a escribir que es el mejor novelista de la historia y que Tolstoi y compañía, a su …

Literatura y Gastronomía China

Un Tigre (el del rótulo del restaurante chino-londinense Paper Tiger donde cenamos la pasada semana), Dos Tigres (los del interior del restaurante, en cerámica y de tamaño natural), Tres Tristes Tigres… En este mismo escenario –tan adecuado para el gusto oriental de Guillermo Cabrera Infante– presentaba hace 30 años el escritor habanero la primera copia de su libro Holy Smoke, ingeniosa y documentada historia del tabaco escrita directamente en inglés, tour de force con el que, como afirmaba Susan Sontag en la contraportada, el autor caribeño se puso a la altura de aquellos que, como Conrad, Beckett y Nabokov, cultivaron una segunda lengua con tanta o más maestría que la propia. El libro se vendió muy bien en Londres y en Nueva York. Pero el Humo Sagrado, inexplicablemente, acabó convirtiéndose con el en paso de los años en puro humo.

Cuando anochece…

La noche ejerce una extraña fascinación  sobre nosotros. En ella todo es posible porque las cosas pierden sus contornos reales y precisos y lo que con el sol era un árbol es, con la oscuridad, un hombre de mil brazos que se tambalea y quiere atraparnos. Nada es igual y sin embargo todo permanece inalterado. Esto ya lo sabían los románticos que poblaron sus obras de misterios no desvelados y de amores que hallaban en la noche un espacio donde poder conjugar lo cierto con lo soñado, la verdad con ese hálito de imposibilidad que todo amor lleva consigo. Cornelia Street. Foto de Jean-Philippe Rebuffet